miércoles, 4 de noviembre de 2015

NOCHE DE HORROR EN EL PARQUE AMATE

NOCHE DE HORROR EN AMATE A la asociación “Amigos del parque Amate”, de Sevilla, nos ha llegado una macabra iniciativa del distrito Cerro Amate que nos tiene realmente asustados. Celebrar la noche de Halloween en el parque Amate puede ser horrible. Dudamos si los nuevos aseos estarán inaugurados ya para podernos cagar de miedo a nuestras anchas. También desconocemos si las caracolas que se van a destinar a las actividades vecinales y asociativas estarán montadas y en adecuado uso. Estas caracolas pueden ser el único refugio cuando el Drácula nos esté pisando los talones. Auténtico pavor nos da pensar que al mirar hacia atrás, identifiquemos unos peligrosos licántropos de soberbios colmillos, goteando sangre y no tengamos a mano un plano actualizado con los nombres de las puertas y los caminos bien explícitos. Las mañanas lluviosas y con buena niebla son muy propicias para los ataques del hombre lobo y si cometiéramos el error de refugiarnos en el quiosco bar, recibiríamos sus certeras dentelladas en el cuello junto a la valla cerrada del quiosco. Aunque este monstruo podría ser despistado o sufrir un batacazo en ese peligroso, inadaptado y tortuoso camino desde la entrada a los aseos. Seguro que se la pega y da con los “piños” en alguna de las barreras arquitectónicas existentes. Yo pienso ir, pero tomaré mis precauciones. Los bolsillos llenos de ajos, pero del castaño español. La denominación de origen Pablo Iglesias, no se aconseja, su licencia aún está en trámites. Como no tengo pistola ni balas de plata me llevaré un crucifijo bendecido por Espadas o Susana y con el conjuro infalible “ Vade Retro Satanás”, haré retroceder a esas malignas criaturas. La palabra retro debe pronunciarse muy limpiamente y con toda energía para que no se confunda con reto. Un consejo, no valen reliquias bendecidas por Monseñor Cañizares, están muy caducadas. Existen estacas de madera de la marca PP, pero hasta ahora solo se creen eficaces contra jóvenes, parados y desahuciados. Os deseo a todos una mala noche. Sevilla 1 de noviembre del 2015